Los Valores Sociales Básicos son: el Respeto, la Tolerancia, la Paz, la Honestidad, el Agradecimiento, la Solidaridad, la Bondad, la Justicia, la Amistad, la Lealtad, la Generosidad, la Laboriosidad, la Humildad, la Prudencia, la Libertad, la Perseverancia, la Dignidad, la Fortaleza…

JUSTICIA. (Del latín jus, justitia. Derecho, justicia, equidad.)  f. Una de las cuatro virtudes cardinales, que inclina a dar a cada uno lo que le corresponde o pertenece.  2. Derecho, razón, equidad.  3. Lo que debe hacerse según derecho o razón.  4. Poder judicial.

JUSTO. (Del latín justus. Justo, legítimo, recto, bueno.) adj. Que obra según justicia y razón.  2. Para los creyentes, que vive según la ley de Dios.  3. Exacto.  4. Justamente, debidamente.

La Justicia consiste en conocer, respetar y hacer valer los derechos de las personas.  Honrar a los que han sido buenos con nosotros, dar el debido salario a un trabajador, reconocer los méritos de un buen estudiante o un abnegado colaborador son, entre otros, actos de justicia porque dan a cada cual lo que se merece y lo que necesita para desarrollarse plenamente y vivir con dignidad.  Así como ser justos implica reconocer, aplaudir y fomentar las buenas acciones y las buenas causas, también implica condenar todos aquellos comportamientos que hacen daño a los individuos o a la sociedad y velar porque los responsables sean debidamente castigados por las autoridades judiciales correspondientes.

AMIGO.   (Del latín amicus.  Amigo, aliado, amistoso, propicio.)  adj.   Que tiene amistad.  2.- Que gusta mucho de alguna cosa.

AMISTAD.  (Del latín amicitas.  Amistad, alianza.)   Afecto personal, puro y desinteresado, ordinariamente recíproco, que nace y se fortalece con el trato.

La Amistad es una de las más nobles y desinteresadas formas de afecto que una persona puede sentir por otra. Los que son amigos se aceptan y se quieren sin condiciones, tal como son, sin que esto quiera decir que sean cómplices en todo o que se encubran mutuamente sus faltas. Incapaces de engañarse unos a otros, suelen ser extremadamente sinceros y decirse las cosas tal como las ven o las sienten.

Por lo demás, siempre están dispuestos a confiarse secretos, darse buenos consejos, escucharse, comprenderse y apoyarse. Un amigo de verdad siempre tendrá las puertas abiertas para su amigo y no lo abandonará ni se alejará de él en los momentos difíciles o en los cambios de fortuna.  Los que tienen amigos son por lo general más plenos y felices que los que no los tienen.

EL LIBRO DE LOS VALORES

DICCIONARIO DE LA REAL ACADEMIA DE LA LENGUA ESPAÑOLA